El viento suministra energía limpia, duradera y eficiente

Eólica es un adjetivo relacionado con Eolo, el dios de los vientos según la mitología greco-romana. Existe un tipo de energía que desde diversos puntos de vista resulta beneficiosa para el consumo humano y que se califica con esta palabra: la energía eólica.

La energía eólica se obtiene al convertir la potencia cinética generada por el efecto de las corrientes de aire en formas de energía que pueden ser utilizadas en múltiples actividades.

 

Esta forma renovable de energía se emplea, mayoritariamente, en la producción de electricidad. Las turbinas eólicas convierten la energía cinética en energía mecánica que después se transforma en electricidad a través de la acción de generadores destinados para este caso.Las turbinas eólicas, así como las hélices de los propulsores, dirigen las corrientes de aire y encienden un generador eléctrico que suministra una corriente eléctrica. En otras palabras: una turbina eólica ejerce la acción contraria de un ventilador de aspas; en vez de consumir la electricidad para producir viento, las turbinas se valen del viento para generar electricidad.

La energía eólica es un recurso natural renovable y constituye una fuente no contaminante de electricidad. Las plantas eólicas no emiten gases que pudiesen estimular el efecto invernadero y acrecentar los daños relativos al sobrecalentamiento global, el cual se ha asociado a las emisiones de plantas de energía derivada de combustibles fósiles.

Comments are closed.